Azores, un paraiso en Semana Santa por 388€ precio cerrado http://bit.ly/XIULAg aprovechad para conocer esta bella isla y disfrutar de su paz y tranquilidad.

Azores: ¡Auténticos acuarios naturales!

Un pequeño paraíso de naturaleza en estado puro
Descubrir las Islas Azores es algo que el viajero experimenta de manera muy personal. Tan cercanas a nuestro país, estas maravillosas islas son un auténtico edén que se ha mantenido al margen el turismo masificado durante años y años. Y es que en Azores, el visitante no encontrará grandes resorts, turismo “de chiringuito” o discotecas internacionales; en cambio, se llevará en el corazón y la retina un conjunto de increíbles paisajes, fondos marinos tropicales, pueblos acogedores, patrimonio colonial y, quizás, la majestuosa silueta de una ballena que se sumerge, elegante y silenciosa, en el mar…
Nueve islas, nueve destinos
Una de las características más interesantes del archipiélago de las Azores es que las nueve islas que lo forman están habitadas. Esto hace que en todas ellas existan localidades donde el viajero podrá recalar y organizar su visita, con lugares donde comer, descansar y para contemplar.  La isla de Sao Miguel es donde se encuentra el aeropuerto de acceso al archipiélago, con su bella capital, Punta Delgada, esperando a los visitantes con los brazos abiertos.
Lo mejor de la tierra y del mar sobre las mesas
La gastronomía de las Islas Azores tiene mucho que ver con la portuguesa en general, y también con la cocina típica del archipiélago de Madeira. Sin embargo, hay algo que la distingue, y es la gran influencia que esta isla recibió de los colonos llegados a sus costas, procedentes de distintos países. Estos inmigrantes históricos trajeron a la isla técnicas e ingredientes característicos de otros puntos del planeta, que se fusionaron con los tradicionales para dar lugar a una interesante apuesta culinaria.
Tradición religiosa y festivales marinos
Las Islas Azores mantienen una tradición festiva fuertemente ligada al sentir religioso, aunque en la actualidad las celebraciones de tipo espiritual se combinan sin problemas con diversiones más paganas y animación de todo tipo. Las fiestas más populares son las dedicadas al patrón de las islas, el Espíritu Santo, y se celebran todos los domingos de los meses de abril, mayo y junio, siendo el día más importante el Domingo de Pentecostés.